La Argentina es el problema. El mundo es la solución.

febrero 16, 2006

¿Sigue la reactivación?

Filed under: Cotidiana — Jorge Avila @ 6:30 pm

Cuando llega el momento de pronosticar la evolución del PBI, yo no creo en la influencia de los precios internacionales de los productos agropecuarios, ni en las bondades de la cosecha, ni mucho menos en el fine tuning fiscal y monetario (manejo de la demanda agregada a cargo del Ministerio de Economía y el BCRA). Sólo creo en el poder de la prima de riesgo-argentino. No digo que las variables tradionales no ejerzan ninguna influencia; señalo que su impacto sobre la actividad económica es secundario.

El gráfico que sigue muestra la notable correlación existente en nuestro país entre las fluctuaciones anuales de la prima de riesgo-argentino y las fluctuaciones anuales del PBI, en el período 1998-2005. Antes que nada, note que las fluctuaciones de la prima se miden sobre el eje vertical izquierdo y que las del PBI se miden sobre el derecho.

cambioanual.jpg

Entre el 1º trim. de 1998 y el 2º trim. de 1999, la prima subió y el PBI pasó de una tasa de crecimiento anual de casi 8% a una de -5%. ¿Las razones de la suba de la prima? Es fácil recordarlas: las devaluaciones en el Sudeste asiático, el default ruso y la devaluación brasileña.

Entre el 3º trim. de 1999 y el 2º trim. de 2000, la prima dejó de subir y el PBI dejó de caer, para estancarse (¡el estancamiento es mejor que la recesión!). ¿Las razones de la estabilización de la prima? Duhalde, que había declarado que sería lindo dejar de pagar la deuda por un tiempo, fue derrotado por De la Rúa, que había declarado su propósito de mantener la convertibilidad.

Entre el 3º trim. de 2000 y el 3º trim. de 2002, la prima registró la mayor explosión de la historia argentina y el PBI, una de las mayores contracciones de todos los tiempos. ¿Las razones de la explosión de la prima? Un pánico bancario sin precedente, el así llamado corralito, el mayor default de la historia mundial, la devaluación asimétrica y la licuación de depósitos y préstamos bancarios.

Entre el 3º trim. de 2002 y el 4º trim. de 2005, la prima cayó marcadamente y el PBI creció un promedio de 9% anual. ¿Las razones de la sostenida reducción de la prima? La desaparición de los fantasmas de la anarquía y la hiperinflación, la convertibilidad informal del peso, el superávit fiscal y la salida del default.

En los últimos seis meses, la prima se muestra reticente a seguir bajando; de hecho, ahora está bien arriba de la brasileña (370 vs. 220 p.b.). Si esta situación no variara en el curso de 2006, el crecimiento del PBI registraría un apreciable descenso, hasta ubicarse en un 2%-3% anual, una tasa que corresponde al crecimiento vegetativo del país (crecimiento demográfico + mejora tecnológica importada).

Pero si la prima continuara reduciéndose al ritmo observado desde 2002 (alrededor de 50% anual), no habría impedimentos serios para que el PBI creciera en 2006 al ritmo del trienio pasado. La menor certidumbre cambiaria reciente (por la depreciación del peso y la fuerte caída de las reservas internacionales por el pago al FMI) y la peligrosa política anti-inflacionaria (por los controles de precios y la condena pública de empresarios), no corren, ciertamente, en la dirección apropiada para inducir una caída de la prima de riesgo-país. Salvo un golpe de timón, que no creo probable, el crecimiento fuerte depende ahora de que la liquidez internacional haga caer aun más las primas de riesgo-país de los países emergentes.

(Por un enfoque más técnico de la relación entre riesgo-país y actividad económica, haga click aquí.)

No hay comentarios »

No comments yet.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Leave a comment

Powered by WordPress. Implementado por DigiKol