La Argentina es el problema. El mundo es la solución.

diciembre 27, 2008

Robert Lucas en Argentina

Filed under: Miscelánea — Jorge Avila @ 4:27 pm

Bob Lucas visitó Buenos Aires hace tres semanas. Dio una conferencia en una universidad privada y un reportaje al diario La Nación. Quedan como testimonios de su paso por el país un post de alguien que estuvo presente en la conferencia y que describe a Lucas como un típico profesor norteamericano que intenta con toda honestidad encontrar una respuesta a sucesos desafiantes, un post que contiene comentarios divertidos sobre las respuestas de Lucas al reportaje de La Nación, si bien algo ingenuas e insolentes, y el mismo reportaje.

    Lucas.jpg

En el reportaje Lucas dice tres cosas de interés: a) que la expropiación de las AFJP es como robarle la plata a la gente y que después de esta salvajada no va a venir un solo dólar al país, con o sin blanqueo; b) que la mejor solución para la crisis económica de EEUU es la política monetaria, como la viene practicando la Reserva Federal, y c) que la política fiscal es mala por "invasiva". Demás está decir que comparto las opiniones de Lucas. Aunque debo aclarar algo respecto de los puntos b) y c).

Los principales analistas económicos internacionales se han convencido en las últimas semanas de que la crisis bancaria ha tocado fondo en EEUU. Esto significa que no deberían observarse nuevas caídas de bancos de inversión ni corridas de depositantes y, en especial, que los spreads entre los rendimientos de los bonos emitidos por bancos privados y públicos, como las agencias inmobiliarias estatales Fannie Mae y Freddie Mac, y por empresas industriales, como General Motors, habrían tocado un techo y empezarían a caer en los próximos meses. Todo esto gracias a la enérgica intervención de la Reserva Federal. Si ahora establecemos una equivalencia entre dichos spreads y la prima de riesgo-argentino, que es el spread entre el bono en dólares del Tesoro argentino y el bono de igual madurez del Tesoro americano, estaremos en mejor condición de entender lo que está sucediendo en EEUU.

A medida que se afiance la confianza en la capacidad de pago de bancos y empresas norteamericanas, que cuentan con el decidido apoyo de la Reserva Federal como prestamista de última instancia, caerán los spreads que pagan por sus bonos y commercial papers, se abaratará y expandirá el crédito, y en forma lenta y morosa aumentará la demanda de consumo e inversión y se iniciará la fase expansiva. ¿Cuándo ocurrirá esto? Nadie puede saberlo. Los optimistas esperan ver señales de una reactivación a fines de 2009 y los pesimistas, en 2010. Creo que esto es lo que quiere decir Lucas en su breve respuesta a La Nación. De acuerdo con este enfoque, la política fiscal es innecesaria. Puesto que un aumento del gasto público actúa sobre las consecuencias del fenómeno (refuerza la demanda agregada) en lugar de actuar sobre sus causas (el aumento de los spreads de los bonos y commercial papers de bancos y empresas comerciales). Por otra parte, Lucas sostiene que la política fiscal es invasiva. Quiere decir que involucra el ingreso del Estado en los directorios de las empresas privadas y que el aumento del gasto público crea intereses que impiden el regreso al statu quo una vez superada la recesión. El New Deal de F.D. Roosevelt, en la década de 1930, aumentó la presencia del Estado y el gasto público considerablemente y por varias décadas (hasta la presidencia de R. Reagan) en EEUU.

Como despedida del post, voy a dar mi impresión sobre este notable economista con quien tuve un trato lejano pero amistoso y cotidiano por espacio de cuatro años. Conocí a Lucas en septiembre de 1980, apenas llegué a la Universidad de Chicago para hacer un Ph.D. en Economía. Tenía 42 años de edad y ya era una celebridad mundial. George Stigler, quien ganó uno de los muchos Premios Nobeles que acaparó el Departamento de Economía de la Universidad en el período 1970-1990, aseguraba a quien lo quisiera escuchar que en los estantes de la Fundación Nobel ya tenían listos los premios para Gary Becker y Lucas. Bob Lucas había publicado en 1972 y 1973 el par de papers por los que ganó en 1995 su Premio Nobel. Estaba a cargo de dos cursos de Theory of Money (nombre que recibe en Chicago la Macroeconomía); uno versaba sobre fluctuaciones económicas y el otro, sobre crecimiento. Había heredado de Friedman la dirección del seminario semanal sobre ese campo, pero quien creyera que Lucas era el continuador de Friedman sufriría un chasco de primer orden.

Lucas llamaba la atención desde el primer momento tanto por su apariencia física como por su comportamiento. En el típico ambiente de las universidades de élite de EEUU, poblado de apellidos de origen alemán y judío-centroeuropeo, un apellido aparentemente inglés como el suyo y, en especial, su aspecto físico despertaban mucha curiosidad. A primera vista, uno tenía la impresión de estar frente a un argentino medio, quizá oriundo de Corrientes o el Chaco. Cetrino, de pelo crespo y muy oscuro, ojos marrones y alrededor de 1,75 m de estatura. Cuando alguien le preguntaba sobre su origen, él respondía sin entrar en detalles: plain american. El tema parecía molestarle. (Raro; para un argentino esa pregunta es natural y motivo de conversación animada.) Durante cuatro años lo vi vestido con la misma ropa. Saco de tweed marrón, camisa celeste con botones en el cuello, corbata finita de color rojo apagado, un par de pantalones de franela gris y un par de zapatos marrones abotinados. Tenía una personalidad magnética. Era un hombre concentrado y comprometido con su trabajo de investigación y docencia. Saltaba a la vista su honestidad. Preparaba sus clases y conferencias en forma meticulosa. Llegaba a clase con un attaché de cuero, lo dejaba en un costado del escritorio y sacaba de él un trapo con el que limpiaba frenéticamente la superficie del escritorio, que estaba normalmente cubierta de polvo de tiza. Luego sacaba un enorme cenicero de vidrio, lo depositaba en el centro del escritorio y prendía el primer cigarrillo. A continuación, sacaba los apuntes de la clase, los repasaba por un instante y procedía a dividir el pizarrón en secciones verticales. De esta forma se iniciaba su clase de 1 hora 20. Hablaba con un acento parecido al de Humphrey Bogart, en voz baja, y era entretenido. En las primeras clases de sus cursos repasaba temas matemáticos, como ecuaciones en diferencia. Decía que el grado de desarrollo de las técnicas matemáticas fija el límite del conocimiento económico. No discutía la coyuntura económica; le molestaba, por ejemplo, que un alumno le preguntara sobre el nivel de la tasa de interés de corto plazo. Una pregunta así era desubicada para él y merecía una respuesta como esta: who cares about reality? Un curso de Lucas podía consistir en el desarrollo de apenas nueve papers. Los vertía en un molde matemático común y de esta manera los alumnos podían apreciar de inmediato la esencia de cada contribución.

Fue un privilegio conocerlo en sus años de plenitud. Pero no puedo dejar de consignar que Lucas me resultó un chasco. Fui a Chicago a aprender a pensar bajo la guía de distinguidos economistas interesados en los grandes problemas del momento, capaces de ponerlos en perspectiva histórica e institucional; en fin, con simpatía por el mundo real y las cuestiones macroeconómicas en un sentido amplio. Lucas no es un macroeconomista. Heredó preguntas que se había hecho, y contestado a su modo, Friedman, y trató de probarlas haciendo uso de un arsenal matemático de vastísimo alcance, de forma que no quedaran dudas. A la demostración exhaustiva de las proposiciones de Friedman y de Edmund Phelps debe su Premio Nobel. Lucas es un teórico de equilibrio general especializado en temas macroeconómicos, como Arrow lo es en economía del bienestar.

Larry Sjaastad me salvó la vida en Chicago. Gracias a este gran profesor no desperdicié un período crucial de mi formación. Sjaastad es un sofisticado monetarista y macroeconomista de economía abierta. Ya jubilado, guía a los alumnos que escriben tesis doctorales. Para Sjaastad, economics is meant to be useful.

23 Comments »

  1. Dr. Avila: Cuán factible sería, como hipótesis, para ensayar un arreglo con el FMI que evite el colapso (salida dolorosa del modelo pero ordenada, sin estampida), y aprovechando que lentamente y fruto del parate, tienden a converger la inflación real con el Cer del Indec, la posibilidad de rescate de esos títulos en pesos para sacarlos del mercado a fines del año que viene (no por nada, a los bancos les canjearían los préstamos garantizados en pesos con Cer por bonos en pesos con tasa badlar) y luego, sin default técnico, arreglar con el Fondo o aún sin el Fondo, creer que bajaría la prima de riesgo e intentar salir por las suyas al mercado a tomar deuda? Repare que tienen pánico a seguir emitiendo sin freno, dado que junto al blanqueo lanzaron una moratoria. Queda claro que esta hipótesis funcionaría sólo en la medida que aguanten el dólar, ya que una devaluación del 20%, aún con un traslado a precios menor, agrandaría el problema y tiraría por la borda esta posibilidad. La ve factible?

    Ernesto: Hace unos días que quiero responderte la pregunta pero no la entiendo. Por favor, aclarámelo.

    Comment por Ernesto — diciembre 27, 2008 @ 7:17 pm

  2. Avila ¿por qué le parezco insolente e ingenuo? Lo que escribi lo hice con respeto y una gran confunsion sobre las palabras que lei en la nota. ¿O acaso a ud no le llamó la atencion esa ultima respuesta? Aclaro que yo solamente comente sobre la ultima respuesta y/o respuesta.

    Tincho: Ingenuo, porque se nota que no entendés a fondo el tema del que opinás. Insolente, por tu tono jocoso. No corresponde expresarse así sobre un economista eminente que ha dedicado su vida a probar algunas principios importantes.

    Comment por Tincho — diciembre 28, 2008 @ 2:27 pm

  3. Estimado Dr. Avila. Completamente de acuerdo con las expresiones de R. Lucas y perlitas interesantes de su relación acedémica con el mismo. Con 3 frases definió el mamarracho economico argentino. Default y cero de inversiones por mas discursos de una presidente atractiva en palabras, figura, vestimenta y planes cuasifaraónicos de obras públicas. El capitalismo seguirá por siempre. Solo se produce una limpieza de quienes mediante practicas economicas desleales, timbas y usurerías de todo tipo se escudaban detras del verdadero capitalismo y se enriquecían con riesgos ajenos. Genial el término "politica fiscal invasiva". ¿No será un tiro por elevación contra el keynesianismo? Por último, se habla mucho del New Deal de Roosevelt pero nadie dice que su política económica fue un desastre. Solo fué rescatable por las políticas sociales como contención a protestas mas radicalizadas, gracias a un republicano casi desconocido: Hanna que tuvo la gran visión de desideologizar la política americana. Cuanto falta hace uno o varios Hanna en este bendito país. Saludos cordiales

    Martín: Discúlpeme la ignorancia. No sé quién es Hanna.

    Comment por Martin T. — diciembre 29, 2008 @ 11:42 am

  4. ¿Como llega un hombre brillante como usted es; del interior, con aspecto autóctono; a dar lugar a semejante humillación al país que gastó en la UNLP para que usted sea Licenciado en Economía? Amigo, reflexione porque esto no luce bien.

    Diego10: Dos preguntas: 1) Tengo aspecto de argentino común y corriente. No me veo ni tengo origen huarpe. 2) ¿De qué humillación me habla? En cuanto al financiamiento de las universidades estatales, he pagado mucho más en concepto de impuestos que la mayoría de los argentinos.

    Comment por diego10 — diciembre 29, 2008 @ 8:59 pm

  5. profesor no entendi el ‘who cares about reality?’ es un chiste, lo decia en serio Lucas? saludos cordiales.

    Andrés: No es un chiste. Era su respuesta. Lucas es un hombre de cabeza abstracta. Le importa básicamente lo que conduce a la formulación o prueba de un teorema.

    Comment por andres n guzman — diciembre 29, 2008 @ 10:50 pm

  6. Dr. Avila: no puedo debido a mi absoluto desconocimiento tècnico de economia y de macro economia emitir ningùn juicio de valor acerca de las bondades no solamente de este economista norteamericano sino de ningùn otro incluido por supuesto Ud. Ahora bien, mi pregunta es un tanto si se quiere vulgar ¿como es que esta plèyade de "genios" premios nobeles, como Krugman, Stiglitz, Greenspan, Bernanke, etc no han podido evitar el desastre econòmico actual en el mundo? Desde mi modesto e inocente, si se quiere, punto de vista, la ciencia y el conocimiento deben servir a la Humanidad. Es probable, que esta gente sea realmente bien intencionada, pero sucumben a las mandatos hegemónicos de los centros de decisión que conducen el tablero mundial. A esta altura de los acontecimientos, nadie que tenga dos dedos de frente, se puede creer que "fallaron los organismos de contralor" del sistema. Esto (la crisis mundial) es una gigantesca maniobra de concentraciòn de poder. Que es lo mismo que decir una gigantesca estafa.

    Jorge: Aunque le cueste creerlo, la crisis se debe a errores humanos. La genios también se equivocan. Y las consecuencias de sus errores pueden ser más graves que las consecuencias de los errores de la gente común.

    Comment por Jorge Ferradas Campos — diciembre 30, 2008 @ 4:04 pm

  7. profesor, gracias por la previa respuesta. entiendo que tincho no se expreso correctamente, pero veo su punto. Podria explicar brevemente, si no es mucha molestia, porque no hay una contradiccion? Saludos cordiales.

    Andrés: No dije que hubiera contradicción sino desconocimiento.

    Comment por andres n guzman — diciembre 30, 2008 @ 6:29 pm

  8. doctor Avila no cree que la politica fiscal en paises como el nuestro con altos porcentajes de pobreza e indigencia y con pesima infraestructura es en algun sentido necesaria? el desarrollo de la infraestructura en el pais no permitiria mejorar la competitividad, atraer inversiones y reducir el desempleo?

    Francisco: El gasto en educación primaria y secundaria, en hospitales y también en autopistas, es muy necesario y rentable desde el punto social. Habría que medir su tasa interna de retorno apropiadamente para afirmarlo. Pero es lo que creo. Ahora bien, este gasto no se denomina política fiscal sino gasto público social, que conviene hacer cuando hay financiamiento y no conviene cuando el país tiene cortado el acceso al crédito internacional y la prima de riesgo-argentino ronda 2000 puntos. Porque habría que financiarlo con emisión monetaria. Lo cual traería una crisis que empobrecería todavía más a los pobres.

    Comment por Francisco — diciembre 30, 2008 @ 9:50 pm

  9. Estimado Dr. Avila Sin entrar en la dicotomía de un nacionalismo barato de utilería al estilo shakesperiano (nos quieren o nos quieren; nos humillan o no nos humillan; nos obligan a ser pobles o somos pobres). B. Lucas resume en tres puntos una realidad que hasta los ciegos la pueden ver. Hemos destruído todas las normas legales y jurídicas nacionales e internacionales que rigen las relaciones adultas entre países que ya nadie desea comerciar con la Argentina salvo países en las mismas condiciones nuestras. La caida en el comercio exterior, desgraciadamente ya comienza. Que la política fiscal es invasiva no queda duda alguna, solo que en nuestro país es mas que invasiva, es "delictiva". Se hace referencia como un "modelo" exitoso la politica de New Deal aplicado por Roosevelt. Debo aclarar que la politica economica que aplicó fue desastrosa. Lo único rescatable fue sus politicas sociales que trataban de impedir la radicalización de las politicas y la adopción de ideologías foráneas. Saludos cordiales

    Comment por Martin T. — diciembre 31, 2008 @ 11:21 am

  10. Dr. Avila, trataré de explicarle mejor la el post 1: Y si llevamos la inflación indec convergiendo con la real (a causa del parate antes que por un plan serio) para arreglar con el Fondo progre de Obama, como postula Brodersohn? En ese caso, amortizamos aceleradamente y rescatamos los bonos en pesos con Cer (excepto los discount) como para firmar con el fondo y arrancar desde cero (es obvio que lo que chorearon estos dos años con maquillaje morenista no lo van a reconocer ya que se comerían cientos de juicios). O también, sin el acompañamiento del Fondo, aprovechar esa convergencia para salir por las suyas a los mercados a intentar financiarse. El sinceramiento estadístico es clave, en ambos casos. Repare, que ya arrancaron con el Potro "Rodrigo" en materia de tarifas, algo que indiscutiblemente les pediría el FMI o valorarían los mercados en el riesgo país sabiendo que la caja estaría menos anémica. Aunque tampoco se me escapa que sea un lento descongelamiento fruto de la asfixia fiscal y sigan porfiando con la suya; en ese caso, habría que ver si esos incrementos no se los comería la inflación al poco tiempo, como los aumentos de trenes a principios de año; sin embargo, el guadañazo en peajes, electricidad y gas hace presumir que la caja anémica tiene cara de hereje… Ud. qué opina?

    Ernesto: Creo que tu propuesta es razonable. Facilitaría su cumpliento que dejaran de devaluar el peso, pues así las tarifas tendrían chance de recuperarse en firme. Aunque para que el país arranque es indispensable sacarse de encima la discrecionalidad inherente a Kirchner.

    Comment por Ernesto — diciembre 31, 2008 @ 6:26 pm

  11. Dr. Ávila, antes que nada le deseo un feliz y próspero Año Nuevo. Ojalá que el 2009 nos traiga sorpresas agradables en lo económico (me refiero a la situación mundial) y en lo relacionado con el comercio internacional. Si bien lo que voy a decir no tiene nada que ver con este post, nuevamente es un placer informarle que hoy, finalmente, después de muchas idas y vueltas, Costa Rica tendrá desde el día de hoy acceso preferencial al mercado de Estados Unidos gracias al CAFTA http://www.nacion.com/ln_ee/2009/enero/01/pais1824978.html. Y si no me equivoco, por estos días también empieza a regir el TLC entre Perú y Estados Unidos. Ojalá que se sumen Colombia y Panamá, pero soy algo escéptico en el caso de estos dos últimos países, dado que Obama aparece como un proteccionista. Una pregunta para finalizar: ¿Cree de verdad que vamos hacia un comercio cada vez cerrado gracias a la crisis? ¿O cuando pase la tormenta todo vuelve a la normalidad?

    Andrés: No lo sé. Pero apuesto a que Obama evitará el cierre de la economía de EEUU y presionará a favor de una economía mundial abierta. Que tengas un feliz y próspero año nuevo.

    Comment por Andrés — enero 1, 2009 @ 4:04 am

  12. Dr. Avila, transcribo un escrito de Ortega y Gasset en La Naciòn del 31 de marzo de 1935, sobre la tan mentada crisis de la decada 1930. "La crisis económica, que es de cuanto hoy acontece la dimensión más notada por el hombre medio, ha puesto de manifiesto la insuficiencia de la economía, que parecía la más adelantada entre las ciencias sociales. En una época de auténtica y seria energía humana -y no de mera retórica energista-, la natural reacciòn ante esa falla hubiera sido revisar a fondo el corpus de las ideas económicas, con la serena confianza de que un trabajo más agudo y màs hondo rendiría un sistema de leyes económicas más firme. En vez de eso, nuestros contemporáneos parecen preferir la actitud pueril e insensata de alegrarse o poco menos por el fracaso de esa ciencia, satisfaciéndose en el desprestigio de los economistas. Y, sin embargo, la más sobria meditación bastaría para presumir que la defectuosidad de la economía tradicional procede de que es una ciencia social particular, cuyos cimientos estarán al aire mientras no exista una ciencia fundamental sociológica, como no es posible una buena óptica o una buena acústica si no existe una buena mecánica."

    Néstor no K: Gracias por la cita. Es interesante. Aunque como dije varias veces, no creo que la crisis de 2007-08 se deba a deficiencias de la teoría económica sino a errores de previsión de inversores y quizá de la Fed (por la baja tasa de interés vigente hasta 2004).

    Comment por Nestor no K — enero 2, 2009 @ 4:12 pm

  13. Estimado Doctor: Desde mi desconocimiento, agradecerìa que me explique porque los economistas hablan de que la Argentina debe disminuir el gasto pùblico, debe dejar de devaluar la moneda, mientras que el paìs que ellos mismos idolatran (EEUU) tiene un dèficit fiscal enorme, que cubre vìa emisiòn monetaria, devaluando constantemente su moneda, la cual desde hace mucho tiempo ya no es respaldada por ningùn metal precioso. ¿Porque hablamos del Dolar como si fuera una moneda sòlida, si no esta respaldada por nada? Desde ya muchas gracias y disculpe mi ignorancia.

    Nico: Por una razón simplísima: EEUU tiene crédito, muchísimo crédito, y Argentina no tiene ninguno.

    Comment por Nicolàs — enero 5, 2009 @ 8:50 pm

  14. Estimado Dr. Avila Hanna fué presidente del Partido Republicano antes y durante la Gran Depresión en EE.UU. Dejado de lado por los historiadores políticos fue rescatado y valorado por P. Drucker en sus obras sobre el capitalismo. Ya remitiré mas datos sobre este singular e importante personaje de la politica americana de principios del siglo XX. Aprovecho para desearle un buen Año 2009, que siga con su valiosa participación en la vida politica-económica argentina y que sus ideas, presencia y palabras sean mas difundidas para compensar tanta mediocridad en muchos medios. Saludos Cordiales

    Comment por Martin T. — enero 7, 2009 @ 11:58 am

  15. Terriblemente alejados del concepto de civilización (nosotros, obvio) http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1087684&pid=5649366&toi=6266

    Ramiro: Acabo de ver la foto en un diario chileno. Llama mucho la atención. Desde Kirchner el funcionamiento de la democracia argentina en tal sentido es lamentable.

    Comment por Ramiro Rossetti — enero 7, 2009 @ 8:30 pm

  16. Estimado profesor, Con mucho placer sigo leyendo sus posts. Sin duda es Ud. uno de los pocos economistas serios que nos queda en la Argentina. Por favor, continúe con esta labor e ignore ciertos comentarios. En relación con lo escrito sobre Lucas, agradezco la sinceridad con que explica que estos modelos irreales que caracterizan a todos los papers de Lucas pudieron haber sido una completa pérdida de tiempo. Me interesa saber más de este profesor al que le debe tanto. Hay alguna forma de contactarlo. Es posible hacer un post-doctorado con él en alguna universidad? Respeto de la crisis global actual no logro entender por qué Lucas y Ud. consideran que la política monetaria que nos llevó a este problema, nos sacarán de él. Estimo que identificamos causas distintas para esta gran crisis. A mi juicio la misma es el fruto de la mala política monetaria llevada adelante por Greenspan en la Fed en los años previos. Por qué cree Ud. que ahora la política monetaria será la correcta?

    Adrián: 1) Larry Sjaastad es un economista de tan bajo perfil que ni siquiera tiene una página web personal. Quizá puedas ver su fotografía en la página web de la Universidad de Chicago. Nació en Minnesota en 1937, se doctoró en Chicago, enseñó muchos años en la Universidad Católica de Chile (tuvo gran influencia, junto a Harberger, en la gestación de la filosofía económica que sigue Chile hace 35 años) y en la Universidad Nacional de Cuyo (el programa Cuyo, de donde salieron un montón de argentinos que fueron a estudiar a EEUU en la década de 1960) y está casado con una argentina. No creo que puedas estudiar con él; debe tener un contrato de exclusividad con Chicago. 2) La mala política monetaria de los ’80s causó la hiperinflación argentina; la buena política monetaria de los ’90s trajo la estabilidad. Para bajar la prima de riesgo de empresas y bancos de EEUU son vitales las garantías del Tesoro y la Fed. Por cierto, son fuente de déficit fiscal e inflación en el largo plazo. Uno podría pensar en un cambio de sistema, pero antes hay que salir de la crisis.

    Comment por Adrián Ravier — enero 7, 2009 @ 11:27 pm

  17. Estimado Dr. Avila: El día lunes Paul Krugman publicó un interesante artículo referido a la crisis en EEUU: http://www.nytimes.com/2009/01/05/opinion/05krugman.html?_r=1&partner=rssnyt&emc=rss Según su punto de vista, EEUU estaría atravesando una suerte de trampa de la liquidez. El artículo también hace referencia a Lucas. Me interesa su opinión. Cordiales saludos

    Alejandro: El artículo de Krugman es excelente. Aunque esquiva el punto central. La recesión se debe a la disparada de las primas de riesgo que el mercado cobra por su endeudamiento a bancos y empresas industriales y comerciales, como dije en el post. La política monetaria y las acciones del Tesoro apuntan a garantizar el repago de esas deudas y reducir esas primas; apuntan a eliminar la posibilidad de default de bancos y empresas de EEUU, a rebajar la tasa de descuento y así estimular la inversión privada, y la producción y el empleo por extensión. La política fiscal expansiva que impulsa Krugman apunta a aumentar de prepo la demanda agregada, y la producción y el empleo por extensión. No menciona el papel de la incertidumbre en la recesión. Supongo que Krugman piensa, como en su momento lo pensó Keynes, que el impulso a la producción debido al aumento del gasto público terminará por bajar las primas de riesgo privadas y solucionar el problema de fondo. Espero haber sido claro.

    Comment por Alejandro — enero 8, 2009 @ 6:11 pm

  18. Estimado Dr. Avila, agradezco su respuesta No. 16. Evaluaré la posibilidad de hacer un pos-doctorado en la Universidad de Chicago, aunque estimo será prohibitivo para un humilde economista argentino. Respecto a la salida de la crisis y el cambio de sistema: "Creo que sólo podemos abandonar la crisis si cambiamos de sistema". Y aprovecho la ocasión para hacer otra consulta: Estoy evaluando desarrollar una investigación sobre las crisis monetarias desde 1810 a la actualidad, emulando lo que Friedman hizo para Estados Unidos. Hay algún libro que Ud. considere fundamental para este estudio? (quizás algunos que se concentren en períodos particulares, y no en toda la historia argentina).

    Adrián: Roberto Cortés Conde escribió al menos un libro sobre la historia monetaria argentina del siglo XIX. Por encargo de La Nación, Federico Pinedo escribió un célebre librito de 150 páginas dividido en tres secciones: fiscal, monetaria y de comercio exterior (publicado por el Trimestre Económico, c. 1960), para el período 1810-1960. Por encargo de FIEL, yo escribí El Control de Cambios en la Argentina, otro librito sobre aspectos monetarios, cambiarios y de balance de pagos para el período 1889-1981. Vicente Vázquez-Presedo escribió varios libros sobre la historia económica argentina del siglo XIX. Y hay muchos más.

    Comment por Adrián Ravier — enero 11, 2009 @ 8:45 pm

  19. Estimado Profesor, Abusando ya de su buena disposición para contestar consultas técnicas quería aprovechar para preguntarle sobre si la deuda de los Estados Unidos no está construída sobre los mismos vicios que llevaron a Madoff a la quiebra. En este artículo me extendí un poco más en la idea. http://www.libertaddigital.com/opinion/adrian-ravier/ponzi-madoff-y-estados-unidos-47199/

    Adrián: Me preguntás si la deuda pública de EEUU aumenta en el monto del servicio de intereses de la misma (esquema de Ponzi). Creo que no. Durante la Administración Clinton, la deuda bajó en medida absoluta y, por cierto, en términos del PBI. Durante la Administración Bush, subió, aunque no por el pago de intereses sino por el enorme costo de la guerra en Iraq y quizá también por la rebaja del income tax.

    Comment por Adrián Ravier — enero 11, 2009 @ 8:59 pm

  20. Dr. Avila: Al Dr. Cavallo siempre le cargan el sambenito de la nacionalización de la deuda privada durante su estadía en el Central, en el 82. Qué opina ud. de la medida adoptada por Lula subsidiándole a sus empresarios la tasa en reales para comprar divisas y pagar deudas, vía BNDES? Le digo esto no en el rol de defensor del Mingo, con quién tengo diferencias, sino porque no escuché a nadie de la "progresía" local pronunciándose al respecto. Ud. qué opina de este cuasi keynesianismo estatal al empresariado? No escuché a nadie de la UIA todavía…..

    Ernesto: Licuaciones hubo y habrá siempre (la dolarización y la banca offshore reducirían mucho su probabilidad de ocurrencia). La diferencia estriba en el modo y en la magnitud. La que practicó Cavallo en 1982 fue salvaje. Por el monto de la transferencia de los ahorristas a los deudores bancarios y por el descalabro monetario y bancario que generó. Lula es un bebé de pecho al lado de Cavallo.

    Comment por Ernesto — enero 14, 2009 @ 2:28 pm

  21. Dr. Ávila, me complace informarle que en menos de 15 días empieza a regir el TLC entre Perú y Estados Unidos: http://www.elcomercio.com.pe/edicionimpresa/Html/2009-01-17/el-peru-volvera-mas-competitivo-tlc-y-atraera-nuevas-inversiones.html También me resultó interesante esto: http://www.elcomercio.com.pe/edicionimpresa/Html/2009-01-17/los-consumidores-tambien-beneficiaran-tratado.html

    Andrés: Gracias por los links. Son ilustrativos.

    Comment por Andrés — enero 17, 2009 @ 3:21 pm

  22. Sr. Ávila: Creo que puedo entender lo que expresa Ud. con claridad en el artículo acerca de la importancia de una política monetaria eficaz. Sin embargo, una vez alcanzado un estado de cierto retorno a la normalidad (tal vez a fines de 2009 o principios del año siguiente), ¿no cree que se volverán a producir las condiciones para que se genere otra crisis considerable dado que las autoridades monetarias continuarán con el monopolio de la emisión de dinero y habrá cada vez más billetes circulando estando garantizadas las inversiones arriesgadas por el Estado? ¿Qué opinión le merece el economista Huerta de Soto y su idea de terminar con los bancos centrales? Desde ya, muchas gracias por su atención y mis atentos saludos.

    Jorge: 1) No creo que se reproduzca la situación que llevó a la burbuja inmobiliaria de 2004. La Fed tomará recaudos. El cimbronazo ha sido demasiado fuerte. 2) No conozco a Huerta de Soto. Al menos con respecto a Argentina, soy decidido partidario de eliminar tanto el banco central como la aduana y la coparticipación federal. De estos temas escribo todo el tiempo en el blog.

    Comment por Jorge — enero 18, 2009 @ 3:02 pm

  23. Jorge, QUE FACIL ES TRABAJAR EN EL ESTADO!!! No te da el numero y "Pum para arriba un impuestito". Te dejo un link: http://www.infoeme.com.ar/noticia.asp?id=14326 Saludos, Ramiro

    Comment por Ramiro — enero 19, 2009 @ 12:30 pm

RSS feed for comments on this post.

Leave a comment

Powered by WordPress. Implementado por DigiKol