La Argentina es el problema. El mundo es la solución.

febrero 6, 2007

INDEC tontamente en duda

Filed under: Cotidiana — Jorge Avila @ 11:57 am

Hace 30 años que uso a diario las estadísticas que produce el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos y jamás dudé sobre la confiabilidad de sus datos. Siempre defendí la integridad de la institución cuando la gente de la calle me expresaba su desconfianza sobre la veracidad de índices como el de inflación o el de desempleo. Pero desde la grosera intervención que sufrió la semana pasada, me resultará difícil volver a defender la integridad del INDEC.

Las empresas de medicina prepaga aumentaron sus tarifas un 22% en enero (o bien un 2% más copagos). La directora del INDEC que se encarga del cálculo del índice de precios al consumidor decidió computar el aumento de 22%; de esta manera, el IPC iba a arrojar un aumento cercano a 2% en enero con respecto a diciembre. El gobierno, sin embargo, sostenía que lo correcto era computar un incremento de 2%, enfoque que iba a arrojar una inflación de 1.3% para enero. La directora y el secretario de Comercio Interior, el tristemente célebre Guillermo Moreno, no se pusieron de acuerdo; Moreno, entonces, echó a la directora y puso en su lugar a una amiga. Ayer, a las 18:00, dos hora después del horario prefijado, el INDEC anunció que la inflación del mes fue igual a 1.05%. Mucha gente indignada por lo que interpreta como un atropello me paró en la calle para expresarme su desconfianza respecto de los datos que publique el INDEC de ahora en adelante.

El INDEC es, según evaluaciones internacionales, el mejor de su género en América latina. Por la cobertura de la información que recolecta y procesa, la prontitud con que publica los resultados, la frecuencia de las series y el escaso margen de error de sus datos. Se ubica entre los mejores 30 ó 40 organismos oficiales de estadísticas del mundo. Esta intervención, que por su carácter burdo y pueril recuerda el caso Gerez, comporta un grave daño institucional. Si el Gobierno no corrigiera en forma convincente su actitud en este área, los dueños de inmuebles de alquiler, los tenedores de bonos indexados, los asalariados y otros tantos agentes económicos mirarán sus datos con creciente escepticismo. El escepticismo, el descreimiento y la incertidumbre tienen un costo. Los propietarios, los inversores, los asalariados, entre otros, pasarán a exigir una prima de riesgo a la hora de renegociar sus contratos. Esta nueva prima de riesgo trabará las transacciones y nos hará más pobres de lo que somos. Todo por una tontera; por no asumir la realidad. (Para leer sobre el escándalo, haga click aquí, aquí y aquí.)

8 Comments »

  1. Dr. Avila: en primer lugar quiero felicitarlo por este blog. Si seguimos así, en un futuro muy cercano serán pocos los sitios donde se pueda encontrar informacion sin la censura K. Creo que el daño a la CREDIBILIDAD, en este caso de un organismo tan meritorio como el INDEC y sus datos, será casi irreparable. Surgirán sin dudas sustitutos a este índice que a partir de ahora tendrá una "cotización oficial" y otra en el "mercado paralelo". Adhiero a que los agentes buscarán a quienes mejor estimen esa "prima" o "plus inflacionario" de la información oficial para cerrar sus contratos. Considero que K por lo menos es una persona consistente: todas sus acciones responden a un pensamiento de corto plazo… lo que pase después (recuperar credibilidad, cuidar el gasto público, etc…) no le interesa.

    Comment by Ariel — febrero 7, 2007 @ 9:59 am

  2. Estimado Dr. Avila: En primer lugar quiero felicitarlo por su blog, es sumamente útil y formativo para estudiantes de Economía como yo. En segundo lugar quisiera manifestarle muchas dudas y preocupaciones que me han venido a la mente tras el reciente anuncio de reemplazar a la directora del INDEC. Es sumamente preocupante el daño institucional y la falta de respeto a los funcionarios de carrera que esta desacertada decisión presidencial ha generado. Sin embargo, es aun mas dañino el efecto que esta situación va a causar a traves de distorsiones en la asignación de recursos y en las decisiones políticas y electorales. Es decir, todas aquellas variables económicas que se ajustan por la inflación se llenaran de incertidumbre. Se acrecentarán los conflictos gremiales, los bonos argentinos comenzarán a cotizar a la baja, los comerciantes disparán precios, etc. Si a esto le sumamos las elecciones presidenciales la situación puede llegar a ser calamitosa. Lo más preocupante es que esta "inflación mentirosa" puede llegar a afectar las expectativas inflacionarias de las personas. En este caso, nos encontraremos con un caso de impericia para gobernar único en el mundo. Una forma de solucionar esto??? REEMPLAZEN A FELISA MICELI Y A GUILLERMO MORENO… Y EN OCTUBRE VOTEMOS CON EL CORAZON CALIENTE Y LA CABEZA FRIA. Saluda atte., Julian.

    Julián: Bienvenido al blog. Mi objetivo es que los posts que escribo sean conceptualmente útiles para los estudiantes de Economía, así como para los graduados, que los leen, y que ilustren a los bloggers no economistas, que son la mayoría. Es un balance difícil de conseguir. Tu comentario me induce a creer que estoy en la senda correcta. Gracias.

    Comment by julian — febrero 7, 2007 @ 2:36 pm

  3. Buen comentario. Va al nundo del problema. Agrego un par de cosas menores: estos indices, para tener alguna utilidad, deben ser calculados en forma consistente a lo largo del tiempo. Van a requerir ciertos ajustes cada cierto tiempo, cosa de reflejar cambios profundos en la economia, pero de ningun modo deben cambiarse porque "el mes pasado hubo un aumento desmedido del rubro tal que mejor no tener en cuenta". La critica que vos haces va al nudo del problema.

    Comment by Eduardo Romano — febrero 8, 2007 @ 8:54 am

  4. Estimado Dr. Avila: Mas allá de las distancias, en mis tareas profesionales en el Gobierno de mi provincia, siempre he utilizado con mucho respeto y credibilidad la Información del INDEC. Tambien he defendido el trabajo de ese organismo ante las dudas, etc. del publico. Por ello comparto totalmente sus apreciaciones, y me pregunto ¿Que pasará si no crece el PIB? ¿y si desmejora el empleo?, etc. etc.

    Rafael: Eso mismo es lo que nos preguntamos muchos. El gobierno debería desarmar este entuerto cantando bajito, como desarmó otros. Pero no soy optimista. ¡Cuesta tanto acumular prestigio y es tan fácil tirarlo por la borda!

    Comment by rafael — febrero 8, 2007 @ 1:59 pm

  5. Esto equivale a romper el termómetro para no conocer la temperatura del enfermo, está mas que claro que al gobierno no le importa la salud real del enfermo sino lo que se ve , gobierna para las apariencias, lo que veo es que cada día se le hace mas dificil ocultar los síntomas del mismo. Me da la sensación que llegaran a octubre " con la lengua afuera" …si hay expectativas inflacionarias creo que con este papelón las habrá aún mas , el tema va a ser a quién le toque destapar la olla a presión … Indudablemente esta clase de cosas lo único que hacen es acercar el país aún mas a Evo , Chavez y compañia y alejarlo del mundo civilizado… Saludos desde Catalunya

    Ulises: Le aconsejo leer el artículo de Abel Viglione, economista de FIEL, en el que aconseja al INDEC aprender a "dibujar" (mentir mejor). Ambito Financiero lo publicó en tapa hoy, viernes 9. Además de la subestimación grosera del aumento de la tarifa de la medicina prepaga, el INDEC (o su intervención) fijó en 0% el aumento del costo de la subcanasta de Turismo. Después de haber aumentado durante 24 meses consecutivos a un ritmo de 15%-20% anual, los nuevos funcionarios decidieron que el costo de esta subcanasta debía ser el mismo de enero de 2006. La chapucería es aquí incluso mayor que en el caso de las prepagas. Basta darse una vuelta por la costa atlántica para comprobar la fuerte suba de costos de los ítems turismo y esparcimiento. Los restaurants están ya más caros que en California. (No va el link a Ambito Financiero porque el acceso a su website es restringido.) Ayer Kirchner salió a defender tácitamente la intervención del INDEC asegurando que la suba del riesgo argentino de un 15% en los últimos días no tiene nada que ver con el escándalo del INDEC. También señaló que la Argentina no es una republiqueta. Si no lo fuera, no habría necesidad de negarlo.

    Comment by Ulises — febrero 9, 2007 @ 9:38 am

  6. Estimado Jorge, quisiera hacerle una pregunta técnica: debido a los problemas de confiabilidad que en la actualidad (año 2012) siguen aquejando a las estadísticas de precios provistas por el INDEC desde 2007 ¿qué índice aconsejaría tomar como un DEFLACTOR CONFIABLE para reexpresar en moneda constante (de 2011, si fuera posible) las cifras del PBI que están publicadas a valores corrientes? Otra cosa: si el computo del IPC fuera fuera correcto ¿habría algún problema en usarlo como una buena proxy para deflactar el PBI? Desde ya, muchas gracias.

    Gonzalo: El índice que se usa para deflactar el PBI es distinto al que se usa para medir la variación del costo de vida (IPC). Se trata canastas distintas. El índice deflactor se podía aproximar con una mezcla de 2/3 IPC y 1/3 IPM (índice de precios mayoristas). Vos podrías aproximarlo con una mezcla de alguno de los índice privados que intentan medir la evolución del costo de vida y algún índice privado que siga al IPM (no sé si éste existe ni conozco el grado de distorsión del IPM que publica el INDEC).

    Comment by Gonzalo — junio 16, 2012 @ 9:05 pm

  7. Gracias, Jorge. Y para deflactar el gasto público ¿cuál sería el preferible?

    Gonzalo: Tipo de cambio o un índice privado de inflación. Por ejemplo, el de la UCEMA: http://www.ucema.edu.ar/cea/cpe

    Comment by Gonzalo — junio 18, 2012 @ 3:13 pm

  8. Perdón, una pregunta más: el índice de precios implícitos ¿tiene alguna distorsión significativa?

    Gonzalo: No sé. Preguntale a un consultor económico.

    Comment by Gonzalo — junio 18, 2012 @ 3:16 pm

RSS feed for comments on this post.

Leave a comment

Powered by WordPress. Implementado por DigiKol